jueves, 6 de noviembre de 2014

Lo fatal

LO FATAL

Dichoso el árbol, que es apenas sensitivo,- 14A
y más la piedra dura porque esa ya no siente,- 14B
pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo,- 14A
ni mayor pesadumbre
que la vida consciente.- 14B

Ser y no saber nada, y ser sin rumbo cierto,-14C
y el temor de haber sido y un futuro terror...-13+1D
Y el espanto seguro de estar mañana muerto,-14C
y sufrir por la vida y por la sombra y por-14D

lo que no conocemos y apenas sospechamos,-14E
y la carne que tienta con sus frescos racimos,-14E
y la tumba que aguarda con sus fúnebres ramos,-14E

¡y no saber adónde vamos,-9E
ni de dónde venimos!...-7f

Rubén Darío

Félix Rubén García Sarmiento, conocido como Rubén Darío , fue

un poeta, periodista y diplomático nicaragüense, máximo representante del modernismo literario en la lengua española. Es, posiblemente, el poeta que ha tenido una mayor y más duradera influencia en la poesía del siglo XX en el ámbito hispánico.
Este poema en concreto está escrito en la última etapa de su vida por ello se muestra tan pesimista sobre la muerte y su corto futuro.

El tipo de rima que presenta éste poema es consonante, coincide la parte final de la palabra y su esquema de rima es ABAB CDCD EEE Ef. El poema es de arte mayor menos la última frase que es de arte menor. No tiene esquema de rimas al ser un poema moderno, pero podría decirse que es un soneto con cambios hechos. Todos los versos son de 14 porque se aplica la dialefa en vez de la sinalefa.
En cuanto a los recursos de estilo, podemos encontrar personificaciones en:" Dichoso el árbol, que es apenas sensitivo y más la piedra dura porque esa ya no siente" y metáforas en: "Frescos racimos" referido a la vida y "Fúnebres ramos" referido a la muerte. Hallamos hipérbole en: "pues no hay dolor más grande que el dolor de ser vivo ni mayor pesadumbre que la vida consciente."
La estructura que presenta es irregular ya que las estrofas están cortadas.
El poema habla sobre las inseguridades del autor con respecto a las incertidumbres que depara el futuro, el miedo de morir repentinamente cualquier día y la ignorancia del hombre sobre de dónde venimos y a dónde vamos. En resumen el autor tenia angustia existencial.
Yo también tengo esas mismas inseguridades, pero creo que todo el mundo las tiene. Siempre te preguntas en qué momento te tocará y porqué motivo, ya sea por vejez, enfermedad, accidentalmente... puede ocurrir en cualquier momento y nunca estaremos preparados para ello, aunque sabemos con certeza que tarde o temprano moriremos. Con respecto a vivir sin rumbo no termino de comprender el miedo del autor, ¿acaso no todos vivimos sin rumbo? Aunque tratemos de marcar un rumbo a nuestra vida, nunca sabremos lo que nos deparará el destino y aunque tomemos decisiones para dirigir nuestra vida, nunca es nada definitivo.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario